Crónica del Low Cost Festival 2011 de Benidorm – Día 2: Viernes

, , 1 Comment

Arizona Baby & friendsEl viernes nos preparamos pronto para no perdernos el duelo de Dos Bandas y un Destino. Aún había luz y poco público cuando comenzaron a sonar los acordes de western y los ocho cowboys salieron a escena. Como no podía ser menos, Los Coronas y Arizona Baby se comieron literalmente el escenario que terminó a rebosar de fans y curiosos que sucumbieron al show. Esque el buen hacer se nota, por ejemplo cuando aguantaron varios minutos un tema solo con la batería de Loza y trompeta por un problema en el sonido para finalizarlo a lo grande cuando se solucionó. Mención aparte para nuestro predicador Javier Vielba, con quien disfrutamos a lo loco cantando a grito pelado el Too Drunk To Fuck, I’m Alive o Piangi Con Me. Por cierto, ¡muchos amigos Pucelanos en las primeras filas! y nos trajimos la gran noticia de que los Corizonas ya han grabado un nuevo disco con temas propios que verá la luz este otoño. Una curiosidad, Shiralee se quedó fuera del set, lo que demuestra que estos chicos miran adelante.

Tras ellos, acudimos raudos a uno de los conciertos que más esperábamos, OK GO. Los chicos de Chicago podemos decir que fueron uno de los grandes platos fuertes del segundo día festivalero. Coloridos, divertidos y encantadores, supieron engancharnos desde el primer segundo. Aunque hemos de decir que los auténticos protagonistas del concierto fueron un grupo de colegas que invitados por el cantante a subir al escenario principal, se marcaron a la perfección la coreografía de “A Million Ways To Be Cruel”, con la que nos dejaron a todos anonadados, bueno a nosotros y a la propia banda, una lección de fanatismo absoluto. Ellos mismos también se marcaron todo un reto tocando a capela y con solo unas campanas con distintas tonalidades una nueva canción con la que “casi” consiguieron hacer callar a todos los presentes. Aunque otro gran momento fue en el que Damian Kulash, cogió su pie de micro y bajó hasta el medio del público para deleitarnos con una intimista “Last Leaf”. No faltó su mítico “Here It Goes Again”, “I Good Idea At The Time” y destacamos también de su disco más reciente “This Too Shall Pass”. Una gran noche, un grupazo con mayúsculas.

Si en Lori Meyers no cabía ni un alfiler, el concierto de Vetusta Morla fue, podemos decir que el más multitudinario. Ni siquiera había público, solo una masa uniforme de carne que coreaba sin equivocación absolutamente todos los temas del grupo madrileño. Comenzaron con su último disco “Mapas” con “Los Días Raros”, en ese momento ya nos empezamos a quedar afónicos, y Pucho se volvió loquísimo, un grandísimo concierto en el que se apreciaba esa simbiosis entre público y músicos, una magia especial, y momentazos con temas como “Maldita Dulzura”, “El Hombre Del Saco”, “Baldosas Amarillas” y como no, grandes éxitos de su disco anterior como “Sálvese Quien Pueda”, “Copenhague”, “La Cuadratura del Círculo”. En definitiva fue muy completo y ya sabemos que en un festival en el que todo está muy medido no da tiempo a satisfacer a todos y nos quedamos con ganas de alguna que otra canción más, pero bueno siempre está bien tener ganas de más. Repetiremos seguro.

Sex MuseumParelamente, al sección rocker de NTD pudo disfrutar de uno de los conciertos más potentes del low cost. Se trata, como no, del de Sex Museum, que estuvieron presentando su último discazo, ‘Again & Again’ lleno de garage, rock, hammond oscuro, guitarras sucias y, sobre todo, sonido 70s, carisma a raudales y potencia en el escenario. Nos hicieron sudar, botar y bailar cual posesos. El público enloqueció con esa versión mezcla de Beasties Boys y Deep Purple que ya pudimos escuchar un año antes junto a Jorge Pantera en el emotivo concierto del Museo Patio Herreriano clausura del Valladolindie 2011. Esperamos que 2012 sea el año de Sex Museum y lleguen al lugar donde se han situado con su banda paralela, Los Coronas, porque realmente es uno de los mejores grupo de rock del panorama. Pasarán por Valladolid en Octubre acompañados de Harla Horror. No nos los perderemos y tú tampoco deberías.

Una vez encontrados ambos bandos, nos dirigimos a ver el show de MIKA. Pobre hombre, por poco no llega a tiempo a su propio concierto. La organización del festival hemos de decir que respetó a  la perfección la duración de cada concierto, ni bises ni nada  y nos resultó un poco raro que MIKA comenzara con diez minutos de diferencia. El propio cantante explicó que tras llevar a la espalda cinco aviones hacía tan solo 25 min que había aterrizado en Alicante. Pero salvo eso, todo salió a la perfección. Muy agradable el propio cantante que se comunicaba en un perfecto castellano con un público que lo que quería era bailar y darlo todo, y así fue. Nos lo imaginábamos mucho más esperpéntico pero fue todo un descubrimiento y vimos su soltura en el escenario, un gran show y como lo llena albsolutamente con su voz peculiar, con la que puede hacer lo que le venga en gana. ¡Descubrimiento!

Purple Weekend - The ExcitementsNos pasamos un ratito a ver a The Excitements, grupo que descrubrimos en el pasado Purple Weekend 2010 y nos dejó muy buen sabor de boca. El concierto que dieron en el low cost fue, sin duda, mucho mejor que el de León, s eles notó mucho más cómodos y animados y llenaron de soul y rythm & blues el escenario como era de esperar. De nuevo, destacamos la sección de vientos, elegantísima así como la potentísima voz de su cantante Koko-Jean Davis.

De vez en cuando nos merecemos un descanso, y las 2am es tan buen momento como cualquiera. A la hora de la cena nos encontramos con Javi Vielba y, como apenas nos gusta hablar ni a él tampoco, estuvimos casi 2h charlando de novedades de Dos Bandas y un Destino, Arizona Baby, la escena musical de Valladolid de los 90, la actual y demás. El señor Vielba es una auténtica enciclopedia musical y es un lujo charlar con él.

Para finalizar la noche, acudimos al esperado concierto de Lüger, el único grupo de psicodelia-krautrock del festival y, sinceramente, alucinamos en colores. Lüger te transportan a otra galaxia, esa galaxia en la que viven Mogwai, AtletA, EdredóN y Explossions in the Sky llena de raggas, ritmos repetitivos, post-rock, psicodelia, krautrock, oscurismo, gritos y, sobre todo enormes muros de guitarras. Otro de los grupos de la escena nacional de los que tener en la mirilla. Estaran en octubre también por Valladolid, con lo que, de nuevo, recomendamos que no os lo perdáis por nada del mundo.

 

Una Respuesta

Leave a Reply

(*) Requerido, tu email no se har pblico