25 de Mayo: El día del orgullo friki

diaorgullofrikistarwars

He dado muchas vueltas a este texto. No tenía del todo claro la forma de enfocarlo y sigo sin estar del todo seguro.

Vamos a situarnos. El pasado 25 de Mayo fue el día de la toalla en honor a la Guía del Autoestopista Galáctico y más concreto por el fallecimiento de su autor, Douglas Nöel Adams, el 11 de Mayo del 2001. Este libro es una maravillosa aventura espacial compuesta de cinco divertidas partes (una trilogía en cinco partes, como decía el autor) en la que descubriremos el sentido de la vida, el universo y todo lo demás.

El motivo de llamarlo día de la toalla viene por uno de los apuntes del libro que indica que “Una toalla es el objeto de mayor utilidad para un autoestopista interestelar” y por ello siempre debemos tener lista y preparada la nuestra. Puede encontrarse un cierto parecido con el Bloomsday, un evento anual que se celebra en honor a lanovela Ulises de James Joyce y el protagonista de la misma, Leopold Bloom; Con lo que nos encontramos con un homenaje a una obra importante en la ciencia ficción, que ha vendido una gran cantidad de copias, además de haber sido adaptada en radio, cine y televisión.

Yo esto es algo que celebro con alegría. Igual me pasa con el día del libro en el que se juntan los fallecimientos de Miguel de Cervantes, William Shakespeare y Garcilaso de la Vega, además del nacimiento de William Wordsworth. Toda una señora celebración creo yo. Ahora claro, hay que decir que hoy es otro día del que mucha gente que yo conozco se siente mucho menos orgullosa y en muchos casos reniega totalmente, me refiero al llamado Día del Orgullo Friky.

Hace tiempo, unas décadas… en 1982 si no recuerdo mal, comenzó a usarse este nombre en una revista Barcelonesa para referirse a la afición por el cine de fantasía, cómic y demás. Nada del otro mundo, unos se llaman filatélicos, otros patinan y otros leemos cómics.
De siempre en este país se ha tildado de infantil y de ser una afición rara sin apenas relevancia, a pesar de tener auténticas obras maestras de la literatura o contar con premios y galardones variados (ya sea de obras o de autores), algo que no pasa en otros lugares como Francia… pero claro ¿qué vas a esperar de un país dónde un gran número de la gente con esa afición se autonombran raros e inadaptados?.

Recuerdo hace tiempo que Planeta (o Panini, no recuerdo exactamente) sacó una publicidad en sus cómics que venía a ser todo lo contrario. Salía un grupo de gente totalmente igual, excepto uno y decía algo como que los lectores de cómic son gente inteligente, con una trayectoría profesional, etc. Vamos, gente normal de la calle como cualquier otro pero que en lugar de ver la última serie estilo Los Serrano prefiero verse Big Bang Theory en su ordenador (más que nada que en la T.V no siempre dan las series que queremos ver).

Situando otro hecho, aunque hace mucho menos tiempo. Me encontraba tomando un café con un par de amigos y comenté lo de este texto además de mis impresiones sobre el día del orgullo friky. Recuerdo que mi amiga dijo que el problema es lo que pasa a cualquier movimiento cultural cuando se populariza, que se pierde en sentido original, se queda todo en puro tópico y muchas veces no pasa del imaginarío visual; Es lo que pasó con el Pop Art, con los góticos de toda la vida (que hace mucho se sustituyeron por gotiquitos) y lo mismo ha pasado aquí.
Es curioso como mucho de este movimiento se centra en gente bastante joven. Quiero decir justo en esa etapa de la vida que no te has definido y te adhieres a cualquier cosa que creas te hace ser un individuo único, aunque sea a costa de tu propia individualidad.
Mi amiga también comentó que es curioso que mucha gente de nuestra generación hemos nacido y crecido con todo esto sin ser realmente consciente de ello. Somos las que tenemos al Equipo A y al coche fantástico de música de fondo mientras tomábamos nuestro colacoa, además jugamos con los air-gam boys y los madelman que heredamos de nuestros primos mayores. Esto hace que, lo queremos o no, seamos un grupo de edad que siempre ha tenido estos temas en su vida, que si hacen una película del Equipo A iremos a verla y que por supuesto todos nos asustamos al ver las primeras imágenes de Bola de Dragón: Evolución.

En su día la idea de friky solo denominaba a un grupo de gente que leía cómics, le gustaba ver pelis de fantasía y poco más; personas con sus vidas, sus amigos, parejas y ale… pero de un tiempo a esta parte, en gran culpa por el día del orgullo friky, todo esto ha cambiado para que la mención de este término te señale directamente como bicho raro, asocial y demás, podría decir que no es cierto pero leyendo las ideas de la organización de este día pues… solo queda decir un alegre “¿Friky? No, yo solamente leo cómics”.

A partir de ahora viene una parte que puede ser más aburrida. Antes de ponerme a escribir estuve leyendo y documentádome (que siempre viene bien asegurar datos); pasé por la web oficial del día del orgullo y tuve que leer sus ideas de lo que es ser friky y todavía más estoy convencido que muchos de nosotros nos alejámos terriblemente de ello, y que de nuevo son ellos mismos los que más daño se están haciendo.

Son algunos extractos con un par de apuntes de mi propia mano.

1.-LA IMAGEN
Un friki no se preocupa demasiado de su imagen, ni tampoco existe una imagen
friki predeterminada.

Personalmente (y otros de mis muchos amigos con las mismas aficiones que yo, y que se supone nos situarían en el pabellón friky) si me preocupo por mi imagen. Cuido mi peinado (de hecho llevo mechas), me recorto la perilla, suelo vestir con camisa y es usual que lleve corbata.

Colgantes con calaveras, hachas, mazos de Thor o similares son un buen
recurso a utilizar. Si te pones un anillo, no olvides que debe ser un Anillo
Único.

Aunque antes si llevaba cosas de ese estilo (con unos 17 años o así, ya hace tiempo) ahora mismo solo suelo llevar una medalla de San Fernando que era de mi padre. Además de un par de anillos, uno regalo de mi madre y el otro de una ex.

Las chicas no podrán resistirse a tus encantos (es por eso que salen corriendo, así que no te traumatices).

No creo que el que las chicas huyan de ti sea algo para sentirse orgulloso. Por suerte nunca me ha pasado algo así.

2-POSESIONES
Ordenador : Ya, ya se que hace gracia…¡pero habría que decirlo! Además, si
estás leyendo esto, es obvio que posees uno (a no ser que seas uno de esos pringaos que se conectan en el ciber o en casa de un amigo).

¿Tener un ordenador te convierte en friky? No sé, pero la mayoría de gente que conozco tiene uno o dos en casa.

Si eres master y un combate a sable láser está resultando demasiado tedioso,
aparta los dados, pasa a otro nivel y propón una lucha real. Eso sí, procura
que no haya muertos, bastante mala fama tiene el rol de por si.

Claro, y seguro que el día del orgullo friky ayuda a que sea reconocido como un simple pasatiempo y un gran ejercicio mental que desarrolla la imaginación.

Figuras de personajes de ficción : Todo el mundo conserva de su niñez
aquellas figuras de Dragon Ball, los Caballeros del Zodiaco (WARNING: Para ser friki deberías decir Saint Seiya) y similares. Sin embargo, el buen
friki sigue comprándose muñecos cuando ha pasado la treintena.

Yo a esto lo llamo coleccionismo.

Consolas : Cuantas más poseas y más antiguas sean, más friki serás.

Solo he tenido una NES (de hecho era NASA) y nunca me han terminado de atraer los videojuegos. Siempre he sido más de tirarme en la cama a leer.

3-EL DÍA DE UN FRIKI
Los frikis son por muchos considerados seres antisociales, de vidas aburridas, habitantes de la penumbra encerrados en su mundo de fantasía cuyo nulo contacto con el exterior les ha llevado a desarrollar una tez vampírica de la que se sienten orgullosos.

Normal por otro lado viendo las cosas que uno ve en días como hoy, o en los salones del cómic.

4-FRASES PARA ROMPER EL HIELO:
Aquí están las tres frases mágicas:

– La [consola 1] es mejor que la [consola 2]

– [Personaje cualquiera] es el personaje más fuerte y que más mola de Dragon Ball.

– Spiderman ganaría en una pelea a Lobezno.
Con cervezas, amigos y un poco de rock se puede discutir de todo. Desde política a cómic, pasando por música.
Eso si, el que sea friky que lo celebre. Alguno seguiremos leyendo cómics tranquilamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *