Crítica de Teatro: Macbeth, en el Patio del Colegio Fonseca de Salamanca – Julio 2011

, , Leave a comment

El pasado 12 de julio en el Patio del Colegio Fonseca de Salamanca tuvo lugar la representación de Macbeth de William Shakespeare a cargo de la compañía UR Teatro, dentro del ciclo “Las noches de Fonseca”, propuesta cultural en la que colaboran Cursos Internacionales de la Universidad de Salamanca, la Oficina del VIII Centenario de la USAL y el Servicio de Actividades Culturales.

Macbeth, la historia del rey que sucumbió a la traición y la ambición desmedida, es una de las tragedias de William Shakespeare más conocidas y que más veces ha sido revisitada para su puesta en escena. El grupo UR Teatro, bajo la dirección de Helena Pimenta, plantea una nueva mirada a la historia y a su protagonista con una propuesta, la última de Pimenta al frente de Ur antes de su entrada en la dirección de la Compañía Nacional de Teatro Clásico, en la la palabra de Shakespeare se mezcla con composiciones de la ópera homónima de Verdi, interpretadas por el Coro de Voces Graves de Madrid y otros temas creados por el director musical del espectáculo, Iñaki Salvador, en un montaje multimedia.

Con José Tomé y Pepa Pedroche al frente del reparto “presencial”, acompañados por Oscar S. Zafra, Javier Hernández-Simón, Tito Asorey, Belén de Santiago y Anabel Maurín; y Mercedes del Castillo, Enrique Onetti, Carlos Hernández, Luis Miguel Rodríguez, Sacha Tomé y el Coro de Voces Graves de Madrid como intérpretes en los audiovisuales, no es la primera vez que Pimenta se enfrenta o más bien se alía con el dramaturgo inglés William Shakespeare. El sueño de una noche de verano, Romeo y Julieta y La Tempestad, entre otras, forman parte de la trayectoria de esta directora.

Pero más allá de la obra, su apuesta está en el lenguaje con el que la presenta, también una novedad para la compañía; y es que la propuesta espacial se basa en el vídeo mapping escenográfico, un trabajo desde el 3d con un resultado vinculado a la imagen pictórica. Otro de los aspectos destacados del montaje es la utilización de la música, especialmente de los pasajes de la ópera que compuso Verdi a partir de la obra de Shakespeare, interpretada por el Coro de Voces Graves de Madrid bajo la dirección de Juan Pablo de Juan, todo supervisado y dirigido por Iñaki Salvador. El coro, presente en escena y en el vídeo, une ambos planos, el real y el virtual.

La utilización de estos dos elementos, el mapping escenográfico y el coro, viene dada por el origen de la obra y su contextualización en un espacio que está a caballo entre lo real y lo ficticio, por lo que el vídeo es participativo y propone a los actores del reparto el mismo juego, hasta que los límites entre realidad y ficción se diluyen casi en su totalidad para recrear el tormento mental del protagonista y mostrar el mundo a través de su mirada. Como referencia estética, el Macbeth de Ur mira a la I Guerra Mundial, un momento de vértigo entre dos épocas.

Con todos estos elementos en conjunción armónica, ni el “microclima invernal” del que el Palacio de Fonseca “goza” en algunas noches de verano (como fue el caso), ni una acústica regular pudieron desmerecer una propuesta que llenó el aforo y recibió una merecida ovación del público asistente.

 

Leave a Reply

(*) Requerido, tu email no se har pblico