23 febrero 2024

Los Diamond Dogs prendieron fuego a Sevilla.

Los Diamond Dogs presentaron su último disco Set the Fire to It All en la sala Malandar sevillana el pasado 29 de Febrero; y como cita el álbum, prendieron fuego y nos llenaron de energía a todos los que allí estábamos.

Llevan 20 años en lo alto de un escenario y aunque los componentes de la banda han ido variando a lo largo del tiempo, la química que desprenden es impresionante: Duke of Honk (teclados), Magic Sunnarsson (saxo), Fredrik Fagerlund (guitarra), Martin Tronsson (bajo), Johannes Drain (batería) y como maestro de ceremonias el gran Sulo Karlsson; nos demostraron que el buen rock and roll sigue vivo.

Sulo no dejaba de hablar con el público allí presente, de animarnos a bailar y a cantar con él, de pedir que nos acercáramos y sentirnos como parte importante del grupo; incluso los demás miembros de la banda bajaban del escenario para tocar junto a nosotros, así que todos y cada uno de los que allí nos encontrábamos, nos sentimos como un miembro más de la banda.

Además de presentar su último disco, también tocaron grandes clásicos de la banda como Charity Song, Lift it Up, Sad to Say I’m Sorry, Every Little Crack, e incluso recordaron al recientemente fallecido Davy Jones líder de The Monkees, dedicándole Somebody Else’s Lord, de su álbum Too Much is Always Better than Not Enough, uno de los mejores discos de la banda.

Después de casi dos horas de concierto, que nos supo a poco, con un intermedio en el que Drain, el batería del grupo cogió una guitarra y nos hizo más llevadera la espera hasta el regreso de los demás componentes de la banda; finalizaron con la primera pista del nuevo álbum, On the Sunny Side Again, más tres bises que incluyeron la presentación del grupo, y un trocito del clasicazo Lucille.

Después de todo lo anterior no cabe duda de que Diamond Dogs cerraron un concierto redondo, de gran calidad y mejor ambiente.

Texto y fotos: M. Sierra Ramos Castro