Universijazz08, crónica de un festival irregular

, , 2 Comments

La edición de 2008 del Universijazz se celebró entre los días 15 y 18 de Julio, de nuevo, en el Patio del Museo de la Ciencia, localización no demasiado buena para apreciar este tipo de música. Por suerte, este año el tiempo acompañó y las temperaturas no llegaron a bajar de los 21ºC, aunque algunos de los grupos sí que enfriaron bastante a los asistentes.
Si bien es cierto cada uno de los conciertos cumplieron y gustaron al público en general, hay que reconocer que este año se ha apostado por lo fácil de escuchar, sencillo de interpretar, lo no virtuoso y la fiesta… algo criticable entre los que asistimos a un festival de jazz para escuchar buen jazz en directo, escuchar cosas nuevas, disfrutar con los solos, la improvisación, etc.

Comenzando por el primer día, el Martes 15 de Julio, Tangentes, el grupo de Antonio Bravo a la guitarra con David Carrington a la trompeta, fue el encargado de abrir la programación y probablemente fuese uno de los mejores de todo el programa, auque se hubiese disfrutado el triple en un ambiente más intimista. El grupo nos ofreció un muy buen directo, lleno de toques free, improvisaciones, un sonido cool de la trompeta con sordina que nos recordó a Miles… Cinco temas llenos de buen jazz y fusión que se perdería por completo en la segunda parte.

Carlo Acti Dato Furioso Nonet es una divertidísima banda italiana que bien podía haber salido de una película de Emir Kusturica. La banda, compuesta en su mayoría por instrumentos de viento metal salió disfrazada al escenario con estrafalarios atuendos y sombreros de broma que irían cambiando a lo largo del concierto. A la banda se le veía con ganas de pasarlo bien y hacérnoslo pasar bien, sí, pero con poco jazz en sus venas, y nos brindó interesantes temas fusión acompañados de una supuesta graciosa performance como si de un grupo de clowns se tratase. Una fusión con la músicas europeas y árabes sonaron en un concierto en el que sólo les faltó sacar la cabra y el cestillo.

La segunda jornada, Miércoles 16 de Julio, tampoco fue para tirar cohetes. Comenzó la Keaton Dixie Band, una banda fácil, sencilla y para toda la familia, que interpretó conocidísimos temas del swing al sonido dixie de New Orleans. «Cabaret», «Hello Dolly», hasta «Gloria Gloria Aleluya» sonaron en una primera parte muy sencilla que en general, gustó, pero que enfrió a muchos otros. Una apuesta segura para el público medio de la ciudad.

Una de las cabezas de cartel era Robin McKelle, voz femenina acompañada de un fabuloso trío que, por desgracia, no dio todo lo que podía debido a que la cantante prácticamente acapró todo el protagonismo. Conocidos standars, ‘Lover Man’ de Billy Holliday, ‘Love by a Birdlane’ de Fitzerald, y un total de diez temas del repertorio de sus álbumes acompañaron la noche con una buena, aunque no genial, voz, y poca presencia en el escenario, en ningún momento comparable con Cassandra Wilson o Dianne Reeves. Los mejores momentos, sin duda, las escasas improvisaciones que protagonizaron los músicos, en especial el batería, así como los scats de la cantante. La noche acabó con una muy buena tempertura y, por primera vez en todo el festival, el público aclamó un bis.

El Jueves 17 de Julio se presentaba bien, un primer concierto con Carlos Baretto Trío que nos gustó mucho más que los grupos de los días anteriores. El trío interpretó temas propios como ‘Bob-yes Walk’ con interesantes solos con aire árabe, incluso casi melódicos por parte de Baretto al contrabajo. El saxo hizo interesantes acercamientos al trombón en un sólo muy en la línea latin, estilo con el que el trío se siente muy agusto. Para despedir, un animado tema bebop con un no muy acertado solo de batería. Un concierto corto, que bien podría haber sido programado para una segunda y más extensa parte.

El siguiente grupo, otra big band, en este caso Pierre Dorge & New Jungle Orchestra. Un numeroso grupo definido por la arriesgada fusión que practican en cada uno de sus temas. Comenzó con un muy buen blues sucio de carretera con el característico sonido de la guitarra y saxos de club nocturno. ‘Cafe Central’, composición propia dedicada al famoso club madrileño, fue el tema más jazz de la noche, con los instrumentos simulando el ambiente de la bulliciosa cafetería. Un alegre tema con raíz africana digno de la BSO del Rey león siguió el concierto para cambiar de continiente y pasarse a Asia en un sencillo y suave tema que terminó con un intimista momento a cargo de la trompeta y el piano. El momento divertido de la noche llegó con ‘Ravi and Ravi’, tema compuesto para una película de Bollywood con un combate entre las dos trompetas e incluso efectos vocales. La noche acabó con el conocidísimo ‘The Mochee’.

El último día le tocó empezar a Outro Jazz grupo de Hip-Hop, con algún toque de groove y jazz, pero Hip-Hop al fin y al cabo. Las distintas influencias que tiene este grupo se dejaban ver en cada uno de sus componentes. Así, Volo marcaba el estilo de cada canción con una base proveniente de sus vinilos; el toque groove lo daba Bruno Lopes con su potente bajo daría el toque groove acompañado del batería Charlie en todo momento. A-Cid, en cambio, era quien marcaba la tendencia hacia el jazz gracias a sus teclados y a su saxo, el cual no sacaría hasta la tercera canción, aunque tendría su momento de gloria al interpretar un tema instrumental solo acompañado del Dj. En las voces, Señor X marcaría el toque tradicional del Rap frente a Cuervo con su deje cercano a grupos como Manu Chao o Macaco. En cuanto a los temas en sí, nos encontramos con temas con fuerte carga social, críticos con varios aspectos del estilo de vida actual y la sociedad en general. Quizás lo peor del concierto fue el poco entusiasmo del público en general (salvo algunas excepciones), que no se esperaba encontrar ese tipo de música en un festival de jazz.

La siguiente banda correría a cargo de… Terence Blanchard.
Fiel a sus antepasados africanos, Terence empezó el concierto con un sólo de trompeta acompañado de una voz grabada cantando en alguna dialecto africano. La tónica general del concierto fue: temas largos, los cuales se confundían unos con otros, bien hilados y con grandes improvisaciones propias de grandes genios del género como era el caso. Destacar sobre todo el tono melancólico del concierto en general, sobre todo de los temas segundo y tercero, homenajes a la gente que sufrió y murió en New Orleans tras el desastre del huracán Katrina. Otro tema que me gustó especialmente fue el cuarto, que empezó con un solo a cargo de Derrick Hodge y su bajo eléctrico tras el que se unió el resto de la banda. Quizas el tono triste del concierto pudo a llegar a ser un tanto abrumador en algún momento, incluso el bis, bastante largo, no dejó de ser melancólico, a diferencia del tema anterior que fue bastante movido. El grupo fue sin duda el que mejor transmitió la esencia del Jazz de todo el festival.

En definitiva, una edición muy irregular, con bandas que no aportaron mucho para un festival de jazz propiamente dicho, muy poco sonido free, y una programación demasiado enfocada a un público medio no excesivamente conocedor del género. Esperemos que para próximas ediciones se apueste más por los fans del jazz de la ciudad y alrededores y poco a poco se vaya convirtiendo en un festival de jazz como los grandes.

Ver colección de fotografías del Universijazz08

 

2 Respuestas

  1. Christian Supiot

    31 julio 2008 13:57

    (Partiendo de la base de que yo cortaba las entradas…)

    Sorprende enormemente el comentario sobre los Outro Jazz… en cuya actuación vimos mucho rap (del malo además) y poco de lo «outro» del Jazz… que es lo que dejó frio y molesto al «respetable»…

    Sonido atronador, letras arquetípicas llenas de el egocentrismo del rapero superhéroe y una dicción que en ocasiones se hacía difícil…

    Y mira que me gusta el rap… y me apasiona el jazz… pero a estos solo puedo calificarlos de mala música.

    Los dos mejores con diferencia el grupo de Dorge y el de Blanchard. Indiscutiblemente.

  2. Félix

    2 agosto 2008 6:31

    Importante encontrar valoraciones que reflejen lo que está pasando. Festivales de Jazz sin Jazz y hay más de uno. Después podremos discutir sobre si me ha gustado más o menos.
    Una sola crítica al blog: “Si no me detengo” ¿Cómo queréis que lea y además haga un comentario?.

Leave a Reply

(*) Requerido, tu email no se har pblico