Dangerous Intentions / Patterns

, , Leave a comment

1078594_269394369868966_83269943_oDelgada, muy delgada, así es la línea que separa lo hortera de la genialidad en un género tan especial como el dance pop. Evidentemente en este caso ganó la batalla el buen gusto y la frescura de Patterns, un cuarteto de Costa Rica que decidió apostar por la música de baile con regustillo retro.

No podemos hablar de su disco sin hacer un apartado especial a Sunny Days, lo que fue su carta de presentación que les hizo ganarse la confianza del populacho antes de publicar su trabajo completo. Pocas veces un título resume tan bien el sentimiento de la canción en el público como en este caso. Todo lo que rodea a esta pieza es ciertamente antagónico, irradia positividad y alegría, pero a la vez la letra va por otros derroteros, derroteros que precisamente la llevaron a alcanzar el puesto numero 1 en Costa Rica.

Y para crear más confusión en los oyentes la afamada web Noisey publicó el videoclip dirigido por Krozm, dúo que a su vez se ha encargado de vídeos de bandas como Cut Copy o Jet. La gente esperaría algo demasiado predecible con palmeritas, sol y playa, pero el arte no esta hecho para agradar así que decidieron recrear las aventuras de dos monstruos fisioculturistas metidos en la imaginación de uno de ellos.

Después de la euforia Sunny Days fueron liberando pequeños previews a través de Soundcloud, hasta que a finales de julio presentaron su primer disco llamado Dangerous Intentions. El trabajo perfectamente podría haber sido la banda sonora de cualquier serie policíaca de los 80, al estilo Miami Vice, cada pieza hace el papel de una linea argumental diferente. Burning man es sin duda el segundo single, movida, bailable y pegadiza, representa lo mejor junto con Fire Face, lenta y sensual. Las pistas de baile se podrán seguir nutriendo con canciones como Get it on y Martian.

The man across the dark room es posiblemente la que más ayude a meter el disco en las BSO ochenteras, con sirenas de policía y un ritmo de persecución, no es lo más bailable pero tiene la fuerza necesaria para no considerarla lentilla como a Misleading, Saved o Give Us the love, entendiendo el concepto lenta desde la perspectiva de un disco de dance pop. Dangerous Intentions es otro punto fuerte que derrocha erotismo y sensualidad con la letra susurrada a su comienzo.

Para cerrar el disco con broche de oro incluyen un remix de Sunny Days hecho por Fred Falke, autor de remixes para U2, Lykke Li o Hot Chip y colaborador en canciones de Pet Shop Boys o Gossip.

 

 

 

Leave a Reply

(*) Requerido, tu email no se har pblico